Bienvenidos a Gedeon Richter Peru

Profesionales de la Salud

EDITORIAL

La miomatosis uterina es una enfermedad muy común en la mujer en edad reproductiva y al llegar a la menopausia, entre un 20 y 40 % de ellas presentan estos tumores benignos. Dichos tumores pueden causar 4 grupos de síntomas: sangrado uterino anormal, dolor pélvico, síntomas por compresión de otros órganos como la vejiga y/o el recto, y pueden influir en la probabilidad de fertilidad y/o de llevar a un buen término un embarazo. De hecho, en fertilidad asistida, estos tumores disminuyen el éxito de los tratamientos.
La decisión de tratamiento depende de muchos factores, entre los cuales los más importantes son: edad, paridad, deseo de fertilidad, impacto de los síntomas en calidad de vida, deseo futuro de fertilidad, infertilidad y tamaño entre otros.
Clásicamente los tratamientos quirúrgicos han sido la piedra angular del manejo de los Miomas, ya sea realizando Histerectomías o Miomectomías en pacientes sintomáticas. Las complicaciones a corto, mediano y largo plazo de dichos procedimientos también están bien descritas y su impacto a diferentes niveles, incluidas las secuelas sicológicas de las pacientes, son una limitante muy importante a la hora de la decisión clínica. Otros tratamientos como ablaciones, ultrasonido, embolizaciones etc han mostrado una eficacia limitada con complicaciones importantes cuando se presentan.

Una opción de manejo a largo plazo que sea aceptable para la paciente y que sea eficaz en controlar los síntomas, así como reducir el tamaño de los miomas, se vuelve muy llamativa. El Acetato de Ulipristal (ESMYA®) ha seguido un curso de estudios muy estricto y ha demostrado en ellos (2 estudios fase 2 y 4 estudios fase 3 como estudios de desarrollo clínico) de forma clara su eficacia en el control del sangrado y del dolor y disminución de volumen de estos tumores, que además de conseguirse muy rápidamente, persisten en el tiempo después de terminado el esquema. Cada día se reportan más estudios demostrando y confirmando los hallazgos iniciales de eficacia con muy baja incidencia de efectos secundarios no serios.

En pacientes en quienes la cirugía no estuviera indicada, quienes no acepten estos procedimientos quirúrgicos o en aquellas cuyo deseo de fertilidad no hace factible una cirugía radical, o en quienes un tratamiento pre-quirúrgico las beneficiaría para facilitar dicho procedimiento, et tratamiento con ESMYA® encuentran una indicación clara. La evidencia ha demostrado igualmente que el Acetato de Ulipristal es superior a otras opciones médicas como el Leuprolide, las Progestinas orales y el dispositivo de Levonorgestrel son menos eficientes debido a su baja tolerancia y adherencia, con muchos efectos colaterales y adversos, así como su baja eficacia en el control del sangrado y su ineficacia en la reducción del volumen de los miomas. El hecho llamativo de que la eficacia del ESMYA® se mantiene aún después de suspendido no debe ser pasado por alto.

Ricardo Martín O. MD MSc FACOG
Ginecología – Obstetricia